Plan de atención a la diversidad


La diversidad es la realidad con la que nos encontramos diariamente en el aula y nos lleva a una reinterpretación continua de nuestra labor, adaptándola a las peculiaridades de cada alumno.

1. INTRODUCCION
La diversidad es la realidad con la que nos encontramos diariamente en nuestras aulas. Como docentes, esta diversidad debe traducirse en una reinterpretación continua de nuestra labor adaptándola a las peculiaridades de quien tenemos delante: el alumno.
Este alumno presentará una diversidad ya en sí mismo, por realizar unos estudios no obligatorios, por acudir a un centro que le obliga, casi con toda seguridad, a un desplazamiento debido a su especificidad, por elegir un instrumento en concreto, por poseer unas capacidades propias para su manejo. La diversidad podrá ir, por supuesto, más allá de todo esto, atendiendo a factores culturales, sociales, de género, etc.
Las diferentes medidas que reflejaremos más adelante nacen de una experiencia anterior que debieran tener su ideal complemento en el apoyo real de un equipo de orientación que ayudase a establecer unas estrategias eficaces y basadas en el conocimiento profesional de los distintos perfiles de alumnos que estudian en nuestro Centro.
En consecuencia es necesario elaborar y sistematizar un Plan de Atención a la Diversidad en el que participen todos los sectores de la comunidad educativa y que responda a nuestras necesidades, dando respuesta a la atención de todo alumnado en las diversas situaciones.
En la elaboración de este plan seguimos las indicaciones marcadas por la Ley Orgánica 2/2006, de 3 de mayo, de Educación (LOE), la LEC 2008, el Decreto 98/2005, de 18 de agosto, de ordenación de la atención a la diversidad en las enseñanzas escolares y la educación preescolar en Cantabria. y la Orden EDU/21/2006, de 24 de marzo, por la que se establecen las funciones de los diferentes profesionales y Órganos, en el ámbito de la atención a la diversidad, en los Centros Educativos de Cantabria.

2. NORMATIVA LEGAL
2.1 Normativa general.

  • La constitución española recoge en su artículo 27 el derecho de todos a la educación y establece en su artículo 49 la obligación de los poderes públicos de realizar una política de integración de las `personas con disminución física, sensorial y psíquica.
  • La Ley 13/1982, de 7 de abril, de Integración Social de los Minusválidos (LISMI) desarrollando el mandato del citado artículo 49 de la Constitución, establece los principios de normalización y de sectorización de los servicios, y de integración y de atención individualizada que han de presidir las actuaciones de las Administraciones educativas en todos sus niveles y áreas, en relación a las personas con alguna minusvalía.
  • Ley Orgánica 2/2006, de 3 de mayo, de Educación (BOE del 4).

2.2 Atención a la Diversidad

  • Conclusiones del Congreso de Atención a la Diversidad impulsado por la Consejería de Educación de Cantabria celebrado los días 28, 29 y 30 de abril de 2.004.
  • Decreto 98/2.005, de 18 de Agosto, de ordenación de la Atención a la diversidad en las enseñanzas escolares y la educación preescolar en Cantabria.
  • Orden EDU 21/2006, de 24 de marzo, por la que se establecen las funciones de los diferentes profesionales y Órganos , en el ámbito de la atención a la diversidad, en los Centros Educativos de Cantabria
  • Orden EDU 5/2.006, de 22 de Febrero, (B.O.C. 8 de Marzo de 2006) por la que se regulan los Planes de Atención a la Diversidad y la Comisión para la Elaboración y seguimiento del Plan de Atención a la Diversidad en los Centros Educativos de la Comunidad Autónoma de Cantabria.
  • Resolución de 22 de Febrero de 2006, por la que se propone diferentes medidas de atención a la diversidad con el fin de facilitar a los Centros Educativos de Cantabria la elaboración y desarrollo de los planes de Atención a la Diversidad (BOC de 8 de marzo).
  • Resolución de 29 de noviembre de 2006 por la que se convoca a los Centros Educativos de la Comunidad Autónoma de Cantabria a participar en la implantación de los Planes de Atención a la Diversidad durante el curso 2007-2008 (BOC de 13 de diciembre)
  • Plan de Interculturalidad de la Consejería de Educación del Gobierno de Cantabria de febrero de 2.005.

2.3 Atención a la Diversidad. Educación Compensatoria.

  • RD 299/1996, de 8 de febrero, de ordenación de las acciones dirigidas a la compensación de desigualdades de Educación (BOE de 12 de marzo).
  • Orden de 22 de julio de 1999 por la que se regulan las actuaciones de compensación educativa en centros docentes sostenidos con fondos públicos (BOE del 28).

2.4 Atención a la Diversidad. Superdotados

  • Resolución de 29 de abril de 1996, de la Secretaría de Estado de la Educación, por la que se determinan los procedimientos a seguir para orientar la respuesta educativa a los alumnos con necesidades educativas especiales asociadas a condicionales personales de sobredotación intelectual (BOE de 16 de mayo).
  • RD 943/2003, de 18 de julio, por el que se regulan las condiciones para flexibilizar la duración de los diversos niveles y etapas del sistema educativo para los alumnos superdotados intelectualmente (BOE del 31).

2.5 Atención a la Diversidad. Programa de Refuerzo Educativo.

  • Resolución de 3 de mayo de 2006, por el que se convoca a los centros públicos que imparten Educación Primaria para el desarrollo del Programa de Acompañamiento, Ayuda y Refuerzo Educativo (BOC del 12)
  • Resolución de 24 de abril de 2007, por la que se convoca a los centros que imparten Educación Secundaria para el desarrollo del Programa de Acompañamiento, Ayuda y Refuerzo Educativo en la Educación Secundaria (BOC de 14 de mayo).

2.6 Evaluación.

  • Orden ECI 1485/2007, de 19 de julio, por la que se establecen los elementos de los documentos básicos de evaluación de la educación básica regulada por la Ley Orgánica 2/2006, de 3 de mayo, de Educación, así como los requisitos formales derivados del proceso de evaluación que son precisos para garantizar la movilidad del alumnado (BOE del 22).
  • Orden EDU/98/2008, de 22 de octubre, por la que se regula evaluación, promoción, certificación y titulación en las enseñanzas elementales y profesionales de Música, en la Comunidad Autónoma de Cantabria.

3. OBJETIVOS DEL PLAN DE ATENCIÓN A LA DIVERSIDAD
Facilitar la participación de toda la comunidad educativa, quien se encargará de analizar, evaluar y dar una respuesta adecuada a la variedad de nuestro alumnado.
De manera mas concreta, establecemos los siguientes objetivos:

  • Actuar de forma coordinada con los orientadores de los centros educativos de nuestro alumnado.
  • Posibilitar la integración social y educativa, potenciando actitudes de aceptación y respeto en todo el alumnado.
  • Reducir al máximo el desfase curricular del alumno, proporcionando una respuesta adecuada a sus características.
  • Utilizar una metodología activa que asegure la participación del Alumnado.
  • Dar respuestas educativas al alumnado con altas capacidades.
  • Aplicar medidas de refuerzo y apoyo educativo de forma individual, en pequeño o gran grupo encaminadas a superar las dificultades del alumnado.
  • Poner en marcha estrategias de trabajo cooperativo, de participación e interactividad.
  • Incorporar los diferentes valores que aportan las culturas existentes en el Centro, teniendo como referencia el Proyecto Educativo.
  • Ofrecer al alumnado con necesidades educativas especiales una respuesta educativa adecuada y de calidad que le facilite alcanzar los objetivos mínimos de nuestras enseñanzas.
  • Facilitar la simultaneidad de los estudios de régimen general, universitarios o la actividad laboral de nuestros alumnos con las enseñanzas musicales.
  • Apoyar y desarrollar las expectativas profesionales de nuestros alumnos mediante el diseño de actividades específicas, facilitación de horarios, agrupamientos, etc… que puedan redundar en su beneficio.
  • Adaptar el proceso de enseñanza aprendizaje del alumnado con lesiones temporales.
  • Impulsar la colaboración y coordinación con otras Instituciones y Asociaciones.
  • Promover la formación del profesorado en temas relacionados con atención a la diversidad.
  • Organizar espacios adecuados a las características de los diferentes instrumentos.

4. DESTINATARIOS DEL PLAN DE ATENCIÓN A LA DIVERSIDAD.

 

El espectro de nuestro alumnado es amplio y variado. A continuación enumeraremos algunas topologías:
1. Alumnado con Necesidad Específica de apoyo educativo.

 

a. ALUMNOS CON NECESIDADES EDUCATIVAS ESPECIALES

  1. I. Discapacidad física.
  2. II. Discapacidad auditiva.
  3. III. Discapacidad visual.
  4. IV. Trastornos graves de la personalidad y del desarrollo.
  5. V. Trastornos graves de la conducta.

b. ALUMNOS CON ALTAS CAPACIDADES INTELECTUALES.

  1. I. Superdotación intelectual.
  2. II. Altas capacidades específicas.
  3. III. Precocidad intelectual.

c. ALUMNADO CON NECESIDADES DE COMPENSACIÓN EDUCATIVA

  1. I. Extranjeros.
  2. II. Minorías.
  3. III. Otro alumnado

 

2. Alumnado de refuerzo educativo.
3. Casos derivados de la especificidad de nuestras enseñanzas

5.- MEDIDAS DE ATENCIÓN A LA DIVERSIDAD.
1. Alumnado con Necesidad Específica de apoyo educativo.
a. ALUMNOS CON NECESIDADES EDUCATIVAS ESPECIALES

  • A los alumnos que presenten problemas de movilidadse les proporcionarán todas aquellas medidas necesarias para su acceso al centro, así como las adaptaciones necesarias en el mobiliario y los recursos: ascensor, mobiliario adaptado en el aula.
    • A los alumnos con deficiencias visuales
  1. Se les facilitará la forma de acceder a materiales en Braille, realizados por el servicio de reprografía de la O.N.C.E: Máquina Perkins. Asimismo el profesorado implicado en el proceso de enseñanza aprendizaje de este alumnado se formará en el código Braille y los mecanismos necesarios para su correcta descodificación.
  2. Se realizarán adaptaciones metodológicas, como por ejemplo ofrecer música grabada para que lo aprenda de memoria, otros materiales grabados para reforzar las explicaciones, actividades de imitación e improvisación o la ejecución mediante la memoria consciente.
  3. Se les colocará cerca del profesor o bien se establecerá un alumno que le ayude en caso de necesitarlo.
  4. Flexibilización en cuanto al tiempo necesario para realizar sus tareas.
  • Si el alumno presenta deficiencias auditivas
  1. Será necesario que el profesor y el alumno lleven colocado un equipo de frecuencia modulada, el docente llevará el micrófono y el discente el receptor.
  2. Atención en cuanto a su localización en el aula: Se le colocará en las primeras mesas de la clase frente a la luz y no de espaldas, nos aseguraremos constantemente de que está atendiendo, nos mantendremos cerca de él facilitando así la lectura labial.
  3. Utilización de materiales visuales como apoyo y complemento de las explicaciones, hablaremos con una intensidad y con una velocidad normal.
  4. Evitar la “atención dividida”, es decir, no dar explicaciones a la vez que realicemos la actividad.

 

  • Alumnado con lesiones temporales.

A los alumnos con lesiones que impidan o dificulten la práctica instrumental se les podrá adaptar la secuencia de contenidos, las actividades de enseñanza aprendizaje o la selección del repertorio. De esta forma, no se paralizará totalmente el proceso de enseñanza aprendizaje, facilitando la integración en la normal práctica instrumental una vez recuperados de la lesión y posibilitando, en mayor manera, alcanzar los contenidos mínimos establecidos en la programación didáctica y la superación del curso.

  • Alumnado con problemas físicos de emisión
  1. Utilización de instrumentos melódicos con los que poder reproducir los ejercicios de entonación.
  2. Incremento de actividades de audición que favorezcan el desarrollo de su oído interno y su memoria musical.
  3. Estos alumnos requerirán la aplicación de medidas específicas que supongan adaptaciones significativas, ya que no deberán superar los contenidos de emisión que se derivan de los objetivos específicos de cada curso.

Además es aconsejable estar en contacto con los CREE, Centros de Recursos para la Educación Especial de la Consejería de educación, y con el servicio de apoyo de la O.N.C.E.

  • En determinadas ocasiones encontramos alumnos con escasa capacidad de concentración, hiperactividad, Síndrome Asperger, excesiva timidez, nerviosismo, desmotivación…problemas todos ellos que pueden impedir al alumno mantener satisfactoriamente el ritmo de aprendizaje:
    • Se solicitará la ayuda de profesionales y del servicio de orientación del centro educativo del alumno, a través de el/la Coordinador/a Pedagógico/a, para saber como abordar el problema y efectuar los cambios oportunos en la metodología de trabajo.
    • Es absolutamente imprescindible conseguir y mantener un clima de confianza, comprensión y respeto en la clase.

b) ALUMNOS CON ALTAS CAPACIDADES INTELECTUALES.

  • Para este tipo de alumnos se prevén :
    • Actividades de Ampliación, dentro de una tipología de medidas ordinarias, que no frenen sus verdaderas posibilidades y no reduzcan su motivación. A tal fin es recomendable hacer acopio de una gama de distintos materiales didácticos para una misma actividad, graduados por su complejidad, que puedan ser utilizados en una misma clase.
    • Adaptaciones Curriculares Significativas, que como medida específicas requieren modificaciones significativas en alguno de los elementos curriculares considerados esenciales.
  • Matriculación simultanea en más de un curso académico, para los alumnos a los que se detecte una sobredotación para la música, o bien acceso anticipado al siguiente nivel educativas (enseñanzas profesionales o superiores).

c) ALUMNADO CON NECESIDADES DE COMPENSACIÓN EDUCATIVA

En los últimos años se está produciendo una incorporación creciente a las Enseñanzas de Música de alumnos procedentes de otros países que presentan un desconocimiento sobre la cultura española, en algunos casos también sobre la lengua, y en ocasiones un grave desfase en conocimientos básicos. Para trabajar con este alumnado es necesario partir de la posibilidad de que posean unas bases culturales diferentes, que debemos respetar, y al mismo tiempo hemos de aportar a estos niños el conocimiento de nuestra cultura.
Esto exige una serie de refuerzos, apoyos y metodologías individualizadas para igualar la situación académica de estos alumnos. En estos casos resulta necesaria la figura del Orientador y/o del asesoramiento de los Equipos de Orientación Educativa y Psicopedagógica (E.O.E.P), así como de los equipos de Interculturalidad. La comunicación entre el Conservatorio y los orientadores será llevada a cabo por el/la Coordinador/a Pedagógico/a.
2. Alumnado de refuerzo educativo.

  • Problemas en la asimilación de los contenidos y diferentes ritmos de aprendizaje:
    • Actividades de refuerzo dentro de la clase, recurriendo también a distintos materiales didácticos para una misma actividad, graduados por su complejidad, dando así respuesta al abanico de requerimientos que, sin duda, se pondrá de manifiesto en el aula.
    • Apoyos fuera de la clase. Estos “refuerzos” se articulan mediante la disposición de una hora por curso, en determinadas asignaturas grupales, en la que los alumnos, en grupos reducidos, trabajarán aquellos contenidos en donde presenten mayores dificultades, mediante actividades adaptadas.
    • Alumnado con bajo interés o con diferencias en cuanto a sus aspiraciones musicales futuras. El profesorado dirigirá su clase buscando siempre despertar la atención del alumnado. Las actividades se articularán de manera que se consiga la participación y el interés de los/as alumnos/as, para ello serán variadas y enriquecedoras, utilizando refuerzos positivos para implicar al alumnado.

3. Casos derivados de la especificidad de nuestras enseñanzas

  • Alumnado adulto.

En nuestras aulas podemos encontrar alumnado adulto con una situación familiar y laboral particular, que, en general, muestra un especial interés, sacrificio y una constante evolución. Se adoptarán las medidas necesarias para su integración, tanto al grupo, como al proceso de enseñanza-aprendizaje, y la oportuna adaptación con respecto a los materiales. Es necesaria una adaptación horaria por la situación laboral del alumno y tener in cuenta también la conciliación familiar.

  • Alumnado que deba desplazarse considerablemente para acudir a las clases, debido a la escasez de centros musicales oficiales en la región.

Los alumnos que cursan las Enseñanzas de Música en el conservatorio proceden en gran medida de diferentes puntos de la región, algunos muy alejados del conservatorio. Teniendo en cuenta además la densa carga lectiva de las enseñanzas de régimen general, se arbitrará para estos alumnos una serie de medidas que contribuyan a paliar la limitación del tiempo disponible destinado al estudio, esto impone diseñar horarios que reduzcan el número de desplazamientos al centro a aquellos alumnos que viven más lejos, dando prioridad además a otros aspectos como la edad.

  • Por otra parte, y debido a la especificidad de la enseñanza en el Conservatorio, encontramos alumnos con edades muy diferentes. Por ejemplo, en primer curso de las enseñanzas elementales y, específicamente, en las clases de Lenguaje Musical o en las colectivas de instrumento podemos encontrar tanto adultos, como alumnos menores de ocho años. Para todos estos alumnos se deberán adoptar las medidas necesarias para su perfecta integración, tanto al grupo, como al proceso de enseñanza-aprendizaje, y la oportuna adaptación con respecto a los materiales.
  • En relación a las dificultades puramente musicales es común encontrar problemas de emisión y afinación de la voz, excesiva tensión muscular, tics, dificultad en los movimientos, detenciones y repeticiones inconscientes durante la lectura o entonación, dificultades para mantener el tempo en los cambios de secciones o de figuración, dificultades en la coordinación de las acciones de las manos.
  • Aplicación de una metodología adecuada y personalizada al alumno en particular.
  • En algunos casos será necesaria la elección de diferentes materiales didácticos, teniendo en cuenta que los mismos contenidos se pueden abordar de diferentes formas y mediante diferentes metodologías que pueden aconsejar su uso para situaciones concretas.
  • Será necesaria, también, la colaboración con diferentes especialistas(orientadores, médicos…) para determinar si el problema se puede subsanar aplicando adaptaciones al currículo, o bien estamos ante un problema fisiológico, con lo que la solución exigiría otro tipo de tratamiento.
    • En determinadas ocasiones encontramos alumnos con escasa capacidad de concentración, hiperactividad, Síndrome Asperger, excesiva timidez, nerviosismo, desmotivación… problemas todos ellos que pueden impedir al alumno mantener satisfactoriamente el ritmo de aprendizaje:
    • Se solicitará la ayuda de profesionales y del servicio de orientación del centro educativo del alumno, a través de el/la Coordinador/a Pedagógico/a, para saber como abordar el problema y efectuar los cambios oportunos en la metodología de trabajo.
    • Es absolutamente imprescindible conseguir y mantener un clima de confianza, comprensión y respeto en la clase.

 

  • Alumnado que cursa varias especialidades.

Los alumnos que cursan varias especialidades instrumentales han de ser considerados como “excepcionales” y el centro deberá articular las vías que permitan organizar mejor sus estudios en el centro en diferentes niveles. Esta excepcionalidad podrá considerarse desde dos posibles vías: que se trate de un alumno/a diagnosticado como “alta capacidad” o que se parta, por carecer de este diagnóstico, de su consideración como un alumno “talentoso”. En ambos casos, la participación del Servicio de Orientación del centro donde curse sus estudios de régimen general será de vital importancia.

 

Para poder orientar sus estudios musicales en el Conservatorio de la manera más acertada posible, se partirá de una medida ordinaria básica: la coordinación del Equipo Docente. Partiendo de esto, se tomarán una serie de decisiones consensuadas sobre cómo orientar la organización de los estudios del alumnado y que se podrán concretar en:

  • Decisión sobre enriquecimiento vertical u horizontal según la particularidad del alumnado.
  • Reforzar desde cada una de las especialidades, en la medida que fuera esto posible, el trabajo sobre de unos mismos contenidos (estilos, …)
  • Organizar el horario en base a unos criterios adaptados a las peculiaridades del alumnado.

Para que el Equipo Docente pueda organizarse y comunicarse se podrá crear la figura del “Tutor Coordinador” que organizará y gestionará la información que se produzca en cada una de las especialidades y asignaturas que el alumnado curse; es decir, realice la tarea que debe llevar a cabo el Tutor de acuerdo con el Plan de Acción Tutorial.
Se podrán arbitrar dos vías principales para esta organización y gestión:

 

Reuniones trimestrales. Estas reuniones permitirán desde la realización de sesiones de evaluación detalladas por parte de cada uno de los profesores del equipo, hasta la toma de decisiones respecto a organización y participación (y decisión sobre la conveniencia de su participación) de actividades, puesta en común de información sobre tutorías,
Información vía email que pondrá en contacto inmediato a todo el equipo docente. El email es un recurso fundamental puesto que la información que se pueda generar en una clase o en una reunión con los padres o la organización de una actividad por parte de uno de los docentes podrá ser enviada por este, bien a todo el equipo docente, bien al tutor coordinador que se encargará de reenviarla. Esto permitirá que el alumnado realice, por ejemplo, audiciones o conciertos en todas las especialidades sin que esto genere conflictos al alumnado o a la organización de los propios profesores y sus actividades.

6.-PROCEDIMIENTO PARA LA REALIZACIÓN DE LA EVALUACIÓN FINAL Y REVISIÓN DEL PLAN DE ATENCION A LA DIVERSIDAD.
Al finalizar el curso escolar deberá elaborarse una memoria donde se incluyan la valoración final del desarrollo del Plan de Atención a la Diversidad en general, el cual estará integrado por las memorias finales de cada uno de los programas y medidas llevadas a cabo por los agentes participantes ya mencionados en el apartado anterior.
Esta memoria será elaborada por la Comisión de Coordinación Pedagógica e incluirá los siguientes apartados:

  • Informe sobre el diseño y grado de cumplimiento de las diferentes medidas y/o programas.
  • Informe o memorias parciales elaboradas por cada uno de los responsables de las medidas desarrolladas según los criterios especificados en el punto siguiente (Seguimiento y evaluación del Plan de Atención a la Diversidad ).
  • Valoración del Plan de los diferentes agentes implicados y en su caso propuestas de mejora o modificación así como de otras medidas o programas a realizar.

7. SEGUIMIENTO Y EVALUACIÓN DEL PLAN DE ATENCION A LA DIVERSIDAD.

 

Entendiendo la atención a la diversidad como el conjunto de acciones educativas que en un sentido amplio intentan dar respuesta a las necesidades temporales o permanentes, de todo el alumnado del centro y, entre ellos a los que requieren una actuación específica derivada de factores personales o sociales relacionados con situación de desventaja social, de desajuste curricular significativo, de sobredotación intelectual, altas capacidades, especialidades instrumentales simultáneas, de trastornos de la comunicación y del lenguaje o de discapacidad física, psíquica, sensorial o con trastornos de la personalidad, de la conducta o del desarrollo es lógico suponer la necesaria revisión de todas las actuaciones que se llevan a cabo en el centro. Como cualquier plan de actuación que intenta proporcionar ideas y soluciones técnicas puede ser mejorable y por esto el aprendizaje de la propia práctica es fundamental.

 

Para extraer conclusiones válidas y fiables es necesario que el análisis y seguimiento de la práctica propuesta en el plan sea un proceso intencional, sistemático y planificado.

 

Evaluar el Plan de Atención a la Diversidad (PAD) supone un planteamiento de evaluación continua y formativa. Conlleva una evaluación inicial, procesal y final de cada una de las fases y de los elementos que lo integran. Finalidades, objetivos, medidas, recursos, implantación, ejecución y criterios de evaluación.

 

Evaluación inicial.

 

Al comienzo del curso los miembros de la comisión encargada del seguimiento del Plan de Atención a la Diversidad (CCP) junto al resto de componentes de la Comunidad Educativa revisarán conjuntamente las acciones a realizar. Es importante empezar adaptando las medidas al alumnado desde los primeros días, una vez conocidos los grupos y niveles de referencia, así como la distribución de profesorado, espacios y medios técnicos disponibles. El Equipo Directivo facilitará los medios materiales y humanos adecuados para cubrir las necesidades detectadas, en estas primeras reuniones, en la medida que sea posible.

 

La revisión del presente plan se fundamentará en los resultados del seguimiento del Plan, llevado a cabo tanto por el propio centro como por la Administración educativa, junto con las conclusiones que de la elaboración del mismo elabore el Claustro.

 

Evaluación continua.

 

El desarrollo del Plan deberá ser evaluado y revisado de forma continua a lo largo del curso. Deberá llevarse a cabo por los responsables de los mismos y al menos en los momentos citados a continuación:

 

  • De forma trimestral en la revisión de resultados en los Departamentos, en la Comisión de Coordinación Pedagógica (CCP) y por el Equipo Directivo.
  • De manera puntual, y en cualquier momento del curso, cuando se produzca una circunstancia o incidencia especial o inesperada, el Equipo Directivo se reunirá con los miembros de la CCP y/o con los tutores o Departamentos implicados.

Evaluación final
Los criterios a tener en cuenta en la Evaluación del Plan serán:
a) Consecución de los objetivos generales propuestos en el plan.

b) Consecución de los objetivos propuestos en cada una de las medidas.

c) Grado de implicación de los distintos Departamentos y profesorado en la aplicación, revisión y evaluación del Plan.

d) Grado de implicación de los responsables de cada una de las medidas propuestas en el Plan.

e) Evaluación del diseño, implementación, desarrollo, revisión y memoria de cada una de las medidas propuestas en el Plan.

f) Grado de colaboración e implicación de las familias en el desarrollo de las medidas y programas específicos propuestos.
Agentes implicados en la evaluación

 

1- Los responsables de cada una de las medidas o programas se encargarán de determinar los instrumentos de evaluación en colaboración con los Departamentos o comisiones implicados.

2- La Comisión de Coordinación Pedagógica participará en el diseño de los instrumentos de evaluación del Plan y de las medidas organizativas propuestas, así como en la valoración de los resultados obtenidos en las diferentes fases del programa y en la propuesta de mejora que deberá reflejarse en la memoria final del Plan.
Son considerados también agentes implicados en la evaluación del Plan:

  1. Los equipos docentes, en las reuniones de coordinación que a lo largo del curso se establezcan.
  2. El/la Coordinador/a Pedagógico/a que valorará los protocolos de comunicación e intervención con los orientadores de los centros educativos.
  3. Los tutores, en las reuniones de coordinación, y en la comunicación con las familias.
  4. Los Departamentos Didácticos, en las reuniones de coordinación y en la memoria final de curso, incluyendo las propuestas de mejora aplicables para el próximo curso.
  5. Equipo Directivo, evaluando el grado de implicación del plan y su incidencia en los resultados parciales y finales obtenidos.
  6. Claustro de profesores, en la memoria final del curso.
  7. El Consejo Escolar, en la memoria final del curso.

El presente Plan de Atención a la Diversidad fue aprobado por el Claustro de Profesores en reunión ordinaria el día 19 de abril de 2011 y incluyéndose en el Proyecto Educativo del Conservatorio.


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies. ACEPTAR

Aviso de cookies